Recomendación: Remember, war of son

  • Título original: 리멤버 – 아들의 전쟁
  • Título en inglés: Remember – war of son
  • Género: Melodrama, Legal, Misterio, Suspense
  • Estado: Finalizado

Sinopsis:  Seo Jin Woo tiene la condición de “hipertimesia”, lo que le permite recordar todo en perfecto detalle, como si estuviera viendo una fotografía.

Después de que su padre fuera injustamente acusado de un terrible crimen y, por si no fuera suficiente, su padre empieza a perder la memoria por culpa del Alzheimer, lo que complicará todavía más las cosas para este padre e hijo. Tras vivir grandes injusticias, Seo Jin Woo decide convertirse en abogado y así poder demostrar la inocencia de su padre él mismo.


OPINIÓN PERSONAL: Estando un poco harta de ver comedias románticas, esta vez me he decantado por ver un melodrama, género que tenía un poco apartado desde hace bastante tiempo. Y, aunque no es un melodrama que se centre en una trágica e imposible historia de amor, eso no quita que sea una gran historia y que nos trasmita ese dramatismo y sufrimiento típico de este género.

Este drama coreano gira en torno a Seo Jin Woo (Yoo Seung Ho) y las injusticias de las que son víctimas tanto él como su padre. Injusticias que nos harán llorar de rabia y de impotencia, injusticias que no solo son hechas por hombres sino también por el destino, que se ensañará cruelmente con ellos, añadiendo sal a las heridas.

Como ya sabéis tras leer la sinopsis, el padre de Jin Woo es acusado injustamente de asesinato. Ambos harán todo lo posible para demostrar la inocencia del padre, pero hombres poderosos se encargarán de que eso no suceda y, para más inri, el Alzheimer que empieza a sufrir el padre de Jin Woo complicará todavía más las cosas. Desesperado, Jin Woo acudirá a uno de los mejores abogados de Seúl, y bastante peculiar he de añadir, llamado Park Dong Ho (Park Sung Woong), junto con él y la estudiante de derecho Lee In Ha (Park Min Yoong) luchará contra el dinero y la influencia de esas personas que se creen por encima de la ley, deshumanizadas por la ambición y el poder. Pero las cosas no salen como esperaban y su padre es finalmente declarado culpable.

Herido, desolado y desconfiado, Jin Woo decide convertirse en abogado y demostrar la inocencia de su padre por sus propios medios. Y ahí es cuando empezara la lucha desesperada y contra reloj de un hijo por salvar la vida y restablecer el honor de su padre.

He de admitir que cuando empecé este drama pensé que iría por otro camino. No imaginaba que iba a ser como fue y tengo que decir que me ha gustado mucho más de lo que esperaba. Iba en busca de una buena historia llena de misterios, de giros inesperados y, sí, llena de dramatismo, y Remember tiene todo eso y más. Es una lucha constante en busca de la justicia, está llena de traiciones, de codicia, de sufrimiento, es cruel, es injusta y muy emotiva.

Si estáis buscando una buena historia de amor, este no es vuestro drama, de hecho, la que se supone que es la pareja protagonista, Jin Woo e In Ha, a mis ojos son más bien como grandes amigos más que otra cosa. Aunque en el drama nos quiere dar la versión más amorosa de estos dos, creo que pegan más como amigos, una amistad de esas que son para toda la vida y que no hay nada que pueda interferir en ella. Por supuesto que Jin Woo sin In Ha no habría podido llegar hasta el final de todo, ella no solo le ayuda con el caso de su padre sino que resulta ser un gran apoyo moral y una gran fuente de fortaleza para él.

La ausencia de esa gran historia de amor recae en otra relación que resulta ser un amor bien distinto. Me refiero a la relación que hay entre Jin Woo y Park Dong Ho quien, recordemos, es el abogado al que acude Jin Woo tras ser su padre acusado. Sin lugar a dudas esta relación es uno de los grandes pilares de esta historia, como ellos mismos dicen, ambos tienen un extraño y difícil destino. Esta relación va mucho más allá del bromance, no creo que esa sea la palabra indicada para definirla… no puede definirse como un sentimiento parecido al de un padre y un hijo, tampoco como la típica relación entre hermanos (hyung y dongsaeng), es mucho más complicado que todo eso, o al menos eso es lo que a mí me transmitieron. Sea como fuere, la camaradería, amistad, amor… llamadlo como queráis, que se forma entre ellos, nos hará sufrir bastante, nos emocionará y hasta será el culpable de soltar alguna lágrimilla que otra. Park Dong Ho se ha convertido en mi personaje preferido de este drama, y es que este hombre se hace querer, con ese acento tan marcado y tan gracioso de Busan y esa personalidad tan peculiar que tiene es imposible no cogerle cariño.

*Para los más sensibles a estas cosas, este párrafo puede considerarse un pequeño spoiler, aunque se sabe desde el primer capítulo quién es este personaje. Sea como fuere, que lo lea quien quiera 😉 * En contraposición a Park Dong Ho, el heredero del Grupo In Ho, Nam Gyu Man (Nam Goong Min) es, sin duda alguna, el personaje más odioso y despreciable de esta historia. La interpretación del actor que le da vida, mi queridísimo Nam Goong Min, es sublime. Jamás había sentido tanto desprecio, tanto odio ni tanto miedo, porque hay ocasiones en el que Nam Gyu Man da verdadero miedo… es simplemente espectacular, un gran trabajo y un personaje épico, uno de los mejores villanos que he conocido hasta ahora (entiéndase por mejor como de los más malvados y sin escrúpulos).

Una de las grandes preocupaciones de los fans por esta historia es el final. Desde el principio se augura que no puede ser un final completamente feliz y, efectivamente, no lo es. Es un final… complicado. Jin Woo es un personaje que sufre mucho, que es víctima de muchas injusticias y es un personaje con el que he sufrido mucho. Podría decirse que estoy un poco mosqueada con los guionistas por ensañarse tanto con este personaje y darle ese final tan… agridulce. Me recuerda un poco a cómo me sentí tras ver Flowers for Algernon. Curiosamente, ambos doramas se han convertido en dos de mis favoritos, a pesar de tener ese tipo de final.

Os recomiendo encarecidamente que la veáis, es una gran historia que no os podéis perder, pues cuenta con personajes maravillosos a los que, por desgracia, no puedo nombrar a todos, las actuaciones, la banda sonora que consigue ponerte los pelos de punta… todo es de primera. Eso sí, si os decidís a verla, preparaos mentalmente para sufrir porque la injusticia tiene el papel protagónico durante toda la historia y eso es bastante enervante. ¿Podrá realmente vencer la justicia en un mundo gobernado por las personas con poder y dinero?

Para los interesados, aquí os dejo el link como siempre, esta vez solo os dejo el de viki ya que se puede ver tanto en las Américas como en Europa, ¡disfrutad de esta gran historia! 😉

viki.com: REMEMBER: WAR OF SON

Recordad que podéis seguir este blog tanto en TWITTER como en FACEBOOK para poder estar al tanto de mis publicaciones. Nos leemos pronto mis queridos lectores 😀

She was pretty

  • Título original: 그녀는 예뻤다
  • Título en inglés: She was pretty
  • Título en español: Ella era bonita
  • Género: Comedia, Romance
  • Episodios: 16
  • Estado: Finalizado

Sinopsis: Kim Hye Jin era una chica muy popular y bonita que provenía de una familia rica, pero después la editorial de su familia se fue a la quiebra, y a la vez ella pasó por muchas dificultades, perdiendo su belleza. Su amigo Ji Sung Joon, en cambio, era un chico poco atractivo con la autoestima baja, cuando conoció a Kim Hye Jin se enamoró de ella y le declara  sus sentimientos antes de irse al extranjero. Quince años más tarde, Sung Joon regresa a Corea convertido en un exitoso y apuesto director de arte, habiendo sido transferido de Nueva York a la oficina de la revista de moda “The Most” en Seúl para trabajar como jefe de edición. Busca a su amiga de la infancia y una vez que se citan para reunirse Hye Jin, avergonzada de su apariencia, le pide a su amiga Min Ha Ri que se haga pasar por ella. Poco después Hye Jin es transferida repentinamente de departamento en la revista para trabajar como pasante bajo el mando de Sung Joon, pero es ahi donde se encuentra con Kim Si Hyuk, quien la intenta proteger de Sung Joon. ¿Cuánto tiempo podrá mantener su verdadera identidad en secreto? ¿Podrá la apariencia cambiar los sentimientos de una persona?


OPINIÓN PERSONAL: Me costó mucho animarme a ver este drama, pues pronosticaba que iba a ser una decepción y, al principio de comenzarlo, pensé que me había equivocado. A pesar de ser una especie de “drama de consolación” para los fans de Kill me, Heal me a los que tanto les gustaba la pareja de los hermanos Oh, y  a pesar de tener muchos clichés, después de ver los primeros capítulos pensé que la historia podía tener muchas posibilidades de gustarme.

El principio es ligero, interesante y, sobre todo, divertido, muy divertido. Me reí muchísimo con los primeros capítulos y sin duda era eso lo que me animaba a seguir viéndola, auguraba que iba a ser una muy buena comedia. No obstante, a partir de la primera mitad del drama, más o menos, la historia empezaba a ser algo pesada, predecible y… aburrida.

Sin lugar a dudas este último adjetivo es el que, en mi opinión, mejor describe a este drama. Aburrido. Toda esa gracia y picaresca de los primeros capítulos se fue deteriorando y la historia empieza a avanzar muy lentamente y sin grandes novedades, ni giros ni sorpresas, lo que hizo que mi interés por ella fuera mermando considerablemente.

Los personajes principales me resultaron bastante planos, sin fondo alguno que los hiciera resaltar de los personajes de otros dramas con los que comparten tópicos y clichés. Pero sin lugar a duda el personaje más aburrido, sin gracia y  que, en mi opinión, no pinta mucho en la historia (porque no consiguen hacerle destacar por mucho que lo intenten) es el protagonista masculino, Ji Sung Joon (Park Seo Joon). Comienza siendo un frío, cruel y estirado jefe que menosprecia a sus empleados, especialmente a Kim Hye Jin (Hwang Jung Eum), y que guarda su lado más tierno y amable única y exclusivamente para su amiga de la infancia y primer amor Kim Hye Jin, o por lo menos para la que él cree que es Kim Hye Jin.

Park Seo Joon es un actor que me encanta, y de hecho fue una de las grandes razones por las que empecé a ver este drama, pero en She was pretty no ha tenido mucha suerte con el personaje que ha tenido que interpretar. Pasa tan desapercibido en la historia que a veces me preguntaba… ¿quién ese chico guapo y con tupé que aparece de vez en cuando? Y, quien haya visto algún otro trabajo de este actor, sabrá que él sabe actuar y sabe destacar del resto del elenco, pero definitivamente este personaje no le llegaba ni a la punta de los zapatos, se le quedaba pequeño.

La únicas veces en las que el personaje de Park Seo Joon lograba destacar y llamar mi atención era cuando interactuaba  con Kim Si Hyuk (Choi Si Won), que resulta ser, con diferencia, el mejor personaje de este drama. Si hay algo (o mejor dicho alguien) por lo que salvaría este drama sería precisamente por el personaje de Choi Si Won, un personaje muy divertido, alocado y hasta raro. Solo por el simple hecho de haber conocido a este personaje me valió la pena haber visto She was pretty. De verdad que me encantó, es el mejor personaje que he visto interpretar a Si Won. Y sí,  Si Hyuk tenía mucha más química con Kim Hye Jin que ésta con Sung Joon, de hecho, Sung Joon tenía mucha más química con Si Hyuk que con la propia Kim Hye Jin, con la que creo que, como pareja, no tenía química alguna. Si me dieran a elegir entre la relación de pareja que tienen en She was pretty los actores Park Seo Joon y Hwang Jung Eum o la relación de hermanos que tienen en Kill me, Heal me,  sin pensarlo me decantaría por los hermanos Oh, quienes tienen muchísima más química entre ellos que Sung Joon y Hye Jin. Aún así no dejaban de tener momentos bastantes adorables que enternecerían a cualquiera.

Con la que también tiene mucha química Kim Hye Jin es con su mejor amiga Min Ha Ri (Go Joon Hee). Son adorables. Esta es otra de las cosas buenas de este drama que, aunque me estoy desquitando con él, no es tanto como para tirarle tomates, ni mucho menos. Estas dos amigas tienen una relación más allá de la amistad, son como hermanas, no, yo diría que son más que eso. Muchas chicas entenderán esta relación, todas tenemos a esa amiga que es mucho más que una amiga, mucho más que una hermana, es como una parte de nosotras, nosotras somos ellas y ellas somos nosotras. Es así de simple y así de complicado. Pues esta es la relación de estas dos amigas y por ello me parecen tan adorables. Y, aunque tienen algún que otro altibajo por culpa de un hombre (Sung Joon, culpable), no dejarán que nada afecte a su relación.

Me encanta ver este tipo de relación entre amigas en los dramas donde, pienso yo, que está bastante mal reflejada la amistad entre chicas. Siempre las pintan como llenas de envidia, de odio y de interés. Y eso no es así, no siempre al menos. Así que me encanta que a las amigas se las pinten como realmente son. Esto le da muchos puntos a su favor a She was pretty, y me compensa un poco las fallas que tiene.

Así que, la conclusión que tenéis que sacar tras esta reseña es que She was pretty es un drama sencillo, sin muchos enredos ni complicaciones, sin grandes giros en la trama, que puede ser buena opción si queréis tomaros un descanso de esas historias tan complicadas, que a veces te llevan al borde del infarto, reíros un rato y, por qué no, también disfrutar de un poco de sus cursiladas (independientemente de la química o no química que tengan los personajes). Es una buena opción también para esos momentos que te encuentras en tierra de nadie, sin saber que ver, o cuando llevas un par de dramas al día y esperas por más capítulos. No os desaniméis por lo que he dicho, aunque a mí me haya parecido un poco aburrido, también es verdad que me reí bastante al principio y, además, el final no podría ser más perfecto. Y, como ya he dicho, si sois fans de Choi Si Won, sin duda os va a encantar este drama (y su personaje). Aquí os dejo los links, ¡qué la disfrutéis!

viki.comShe was Pretty

doramastv.comShe was Pretty

 

Lista negra de doramas: una y no más

Os doy la bienvenida nuevamente. Me complace decir que por fin puedo continuar con el blog, que tan abandonado ha estado en estas últimas semanas. Vuelvo a ser libre y a tener el tiempo más que suficiente para seguir publicando entradas y retomar los doramas que tengo pendiente desde hace tiempo. Todavía no me he podido terminar ninguno, pero no tardaré en hacerlo. Mientras tanto, hoy os traigo esta pequeña lista negra de doramas, es decir, doramas que no me han gustado . Porque sí, hay doramas que, por más que lo intentas, no puedes verlos, simplemente tienen algo que no te convence y a veces incluso es imposible terminarlos.  A mí me ha pasado unas cuantas veces, pero aquí os dejo los que menos me han gustado de todos, un top 5 de dramas que no volvería a ver por nada del mundo.

Pero antes de comenzar quiero dejar claro que esta lista está basada única y exclusivamente en mis gustos, así que puede que choque con la opinión de otras personas, al igual que no quiero privar a nadie de ver o no un dorama, si estáis decididos a verlo, hacedlo, así podréis opinar vosotros mismo de él. Mi intención no es decir a nadie qué ver o qué no ver, así que no me odiéis mucho 😄

AVISO: Esta entrada puede contener SPOILERS, queda bajo tu responsabilidad seguir leyendo, ¡yo ya te he avisado, y quien avisa no es traidor! 😉

5. Love Rain

Puede que ahora mucha gente se esté tirando de los pelos preguntándose como puede ser que no me guste este drama, uno de los grandes favoritos entre el público latinoamericano y uno de los más vistos, un clásico. Pues es muy sencillo de explicar. La verdad es que cuando lo empecé estaba muy emocionada porque era uno de esos dramas llenos de romanticismo y cursiladas que tanto me gustan, y además tenía como protagonista a Jang Geun Suk, un actor con el que estaba encandilada por aquél entonces.

Pero entonces, a partir del capitulo 9 más o menos, empezaron con la estúpida idea de que no pueden estar juntos porque sus padres se querían, se quisieron y se seguían queriendo. Ya ves tu, que tendrá que ver una cosa con la otra. Me pareció tan absurdo que le dieran tantas vueltas a un asunto que, en mi opinión, no tenía importancia alguna y, de hecho, en eso se basa toda la trama, que no sé ni cómo soporté verla entera. Aquellas personas que, como yo, sean de España me entenderán perfectamente, después de ocho largas temporadas de la serie Los Serrano, una serie que tiene como protagonista una familia que se forma tras el segundo matrimonio de los padres, cada uno con sus propios hijos, y donde esos hijos terminan enamorados de su hermanastro/hermanastra pues, que queréis que os diga, no me convencía mucho la historia de Love Rain.

 4. Goong

Otro clásico de los más queridos por las fans latinoamericanas que a mí, personalmente, no me gustó. También lo empecé muy ilusionada porque eso de estar ambientado en una Corea donde la familia real todavía está vigente me llamó mucho la atención. Pero creo que no supieron aprovechar la trama de la mejor manera, aunque si no recuerdo mal está basado en un mangwa.

Sea como fuere, lo que no me gustó de este drama es que, llega un punto en el que la protagonista se pasa los capítulos llorando como una magdalena, tanto que es lo primero que me viene a la mente cuando pienso en Goong. Claro que nuestro protagonista masculino no se queda corto, de hecho, se pasa bastante al mortificar a la protagonista, lo recuerdo siendo bastante cruel y, sí, nos gustan los chicos malos, pero una cosa que esté bien. Yo soy ella, y le hubiera mandado a freír espárragos por muy príncipe que fuera. Definitivamente no me gustó este drama.

3. Lie to me

Que quede claro que me encantan estos dos actores, tanto ella como él, y los considero a ambos como unos grandes de la comedia coreana. Pero cuando el guión no da para más, por muy buenos que sean los actores no hay nada que hacer. Y es que este drama es un sinsentido.

Analicemos el título, Lie to me. Si nos guiamos por él, lo más lógico que cabe esperar es una historia donde haya alguna que otra menteria, y las hay, claro, pero cuando la historia se basa en que una serie de circunstancia hacen a los protagonistas fingir que son pareja, pero a la primera de cambio se entera todo el mundo a la primera de cambio de la mentira, ¿qué sentido tiene el resto del dorama? Y si encima le sumamos a la típica ex-novia que se fue dejándole el corazón roto al protagonista que vuelve de nuevo decidida a ir tras él y él, que sigue enamoradísimo (obsesionado diría yo) de ella va como un tonto corriendo a su lado, dejando de lado a nuestra protagonista, sin ninguna delicadeza he de añadir. Pues qué queréis que os diga, fueron tantas cosas que no me gustaron que no fui capaz de verla terminar. Es una lástima, porque considero que uno de los besos más épicos de toda doramalandia se encuentra en este drama, ya sabéis de qué os hablo, de ese beso con sabor a coca-cola 😉

2. Cheongdam-dong Alice

Este es, con diferencia, uno de los dramas que menos me han gustado. No sé ni cómo aguanté viéndolo hasta el final, pero me enorgullece decir que tuve la fuerza de voluntad de verlo hasta el último segundo, a pesar que conforme iba avanzando la historia, menos me iba gustando.

La única razón por la que seguí viéndolo fue porque debido a Park Shi Ho, el protagonista masculino que interpreta en este drama uno de mis personajes favoritos en doramalandia, simplemente quedé encandilada con este personaje tan… peculiar. Tal vez precisamente por eso es por lo que tan poco me gusta este drama, porque no soporto que la protagonista acabe mintiéndole y aprovechándose de él de esa manera, algo que él no se merece porque, a diferencia de otras muchas veces, él la adora y la trata como una reina. Y me ponía furiosa saber que a ella no le importaba él y que le mentía de la manera más cruel fingiéndo que le correspondía. Claro que al final acaba enamorada de él, y vale que ella no llevaba una vida fácil, pero eso no quita que lo que hacía estaba mal, por ello no la soportaba y por ello tan poco me gusta este drama.

1. Sorry, I love you

Este fue uno de los primeros dramas que vi y todavía recuerdo lo mucho que sufrí viéndolo. Creo que no he llegado a sufrir tanto como con este drama. Me pareció horrible de principio a fin y si seguí viéndolo fue únicamente porque tenía la esperanza de que las cosas se arreglarían.

Se ensañan tanto con el protagonista durante toda la historia que llega a ser inhumano y aquí nuestra protagonista no se queda corta. De hecho yo diría que es la que peor se porta con él porque, a pesar de quererle, no llega a hacer nada por él en ningún momento, y parece no importarle demasiado que se esté muriendo. Pero si hay algo peor aún es el final. Uno de los peores finales que recuerdo en la historia de doramalandia es sin duda el de Sorry, I love you.

Y estos son los dramas que recuerdo que menos me han gustado o que me han decepcionado enormemente. Curiosamente son todos coreanos, ¿por qué será?  En fin, como punto y final quiero recordaros que esta es solo mi humilde opinión, si no habéis visto ninguno de estos doramas y teníais intención de hacerlo que mi opinión no os haga cambiar de idea, siempre es mejor verlo y juzgar por ti mismo. Gracias a todos los que han seguido visitando el blog a pesar de no haber actualizaciones en bastante tiempo, estoy muy sorprendida de que haya tenido tantas visitas, ¡muchas gracias a todos mis queridísimos lectores!

❤ ¡Feliz día de San Valentín! ❤